Mas subía de la tierra un vapor, que regaba toda la faz de la tierra. Y de la costilla que Jehová Dios tomó del hombre, hizo una mujer, y trájola al hombre. Y dijo Adam: Esto es ahora hueso de mis huesos, y carne de mi carne: ésta será llamada Varona, porque del varón fué tomada. Por tanto, dejará el hombre á su padre y á su madre, y allegarse ha á su mujer, y serán una sola carne.

lunes, 25 de octubre de 2010

Testamento de Leví .APOCRIFO.

Testamento de Leví

El tercer hijo de Jacob y Lea.
CHAP. I.

Leví, el tercer hijo de Jacob y Lea. Un místico y soñador de sueños,
un profeta.

La copia de las palabras de Levi, las cosas que él ordenado a sus
hijos, de acuerdo con todo lo que debe hacer, y qué cosas debería
ocurrir hasta que el día del juicio.

2 Este era el sonido en la salud cuando se los llamó a él, porque le
había sido revelado a él que iba a morir.

3 Y cuando estaban reunidos les dijo:

4 Yo, Levi, nació en Harán, y me vine con mi padre a Siquem.

5 Y yo era joven, unos veinte años de edad, cuando, con Simeón, he
trabajado en Hamor venganza por nuestra hermana Dina.

6 Y cuando me estaba dando de comer a los rebaños de Abel-Mutilar, el
espíritu de comprender del Señor vino sobre mí, y vi a todos los
hombres corrompiendo su camino, y la injusticia que

p. 227

había construido para sí mismo las paredes, y la anarquía se sentó
sobre las torres.

7 Y yo estaba llorando a la raza de los hijos de los hombres, y le
pedí al Señor que yo sea salvo.

8 Entonces cayó sobre mí un sueño, y vi una montaña alta, y yo estaba en ella.

9 Y he aquí los cielos le fueron abiertos, y un ángel de Dios me dijo,
Levi, entrar.

10 Y he entrado desde el primer cielo, y vi que un ahorcamiento al mar.

11 Y más adelante vi a un segundo cielo mucho más brillante y más
brillante, porque no había una luz sin límites también en el mismo,

12 Y dije al ángel: ¿Por qué es esto así? Y el ángel me dijo: No os
asombréis de esto, porque vas a ver otro cielo más brillante e
incomparable.

13 Y cuando allí has subido, te pondrás cerca del Señor, y dejarás de
ser su ministro, y tú, declarar sus misterios a los hombres, y tú lo
relativo a proclamar que redimirá a Israel.

14 Y será por ti y Judá, el Señor aparece entre los hombres, el ahorro
de todas las razas de los hombres.

15 Y de la porción del Señor será tu vida, y Él será tu campo y la
viña, y frutas, oro y plata.

16 Escucha, pues, en cuanto a los cielos que se ha demostrado a ti.

17 El más bajo es para ti esta causa á sombrío, ya que contempla todos
los actos injustos de los hombres.

18 Y tiene fuego, la nieve y el hielo se prepararon para el día del
juicio, en el justo juicio de Dios, porque en ella se encuentran todos
los espíritus de las retribuciones para vengarse de los hombres.

19 Y en el segundo son los anfitriones de los ejércitos que están
ordenados para el día del juicio, para trabajar venganza de los
espíritus de engaño y de Beliar.

20 Y por encima de ellos son los santos.

21 Y en lo más alto de todas las habita la gloria de los Grandes, muy
por encima de toda santidad.

22 En el cielo junto a él son los arcángeles, que el ministro y expiar
al Señor por todos los pecados de la ignorancia de los justos;

23 Ofrece al Señor un olor fragante, un razonable y una oferta sin
derramamiento de sangre.

24 Y en el cielo por debajo de este son los ángeles que dan respuestas
a los ángeles de la presencia del Señor.

25 Y en el cielo al lado de este son los tronos y dominios, en los que
siempre ofrecen alabanza a Dios.

26 Cuando, pues, Jehová mira a nosotros, todos nosotros se agitan, sí,
el cielo y la tierra y los abismos son sacudidos por la presencia de
su majestad.

27 Pero los hijos de los hombres, al no tener la percepción de estas
cosas, el pecado y provocar el Altísimo.
CHAP. II.

Levi insta a la piedad y la educación.

AHORA, por lo tanto, sé que el Señor hará juicio sobre los hijos de
los hombres.

2 Porque cuando las rocas están en alquiler, y el sol se apaga, y las
aguas se secaron, y los acobardados fuego, y toda la creación con
problemas, y los espíritus invisibles derritiendo, y el Hades quita
botín a través de las visitas de los hombres más alta, se incrédulos y
persisten en su maldad.

3 En esta cuenta con el castigo deberá ser juzgados.

4 Por tanto, el Altísimo ha oído tu oración, para separar

p. 228

te de la iniquidad, y que has de ser para él un hijo, y un criado, y
un ministro de su presencia.

5 La luz de la luz del conocimiento te pondrás en Jacob, y como la has
de sol se a toda la descendencia de Israel.

6 Y habrá dado a ti una bendición, ya todos tus descendientes hasta
que el Señor visitar todos los gentiles en sus tiernas misericordias
para siempre.

7 Y por lo tanto no se les ha dado a ti consejo y comprensión, si
fueras tú instruir a tus hijos con respecto a este;

8 Porque los que lo bendiga será bendito, y los que lo maldicen se pierda.

9 Y con eso el ángel me abrió las puertas del cielo, y vi que el santo
templo, y en un trono de la gloria del Altísimo.

10 Y me dijo: Levi, te he dado la bendición de los sacerdotes hasta
que yo venga y permanencia en el medio de Israel.

11 Entonces el ángel me trajo a la tierra, y me dio un escudo y una
espada, y me dijo: la venganza de ejecución en Siquem por Dina, tu
hermana, y yo estaré contigo, porque el Señor me ha enviado.

12 Y he destruido en ese momento los hijos de Jamor, como está escrito
en las tablas celestiales.

13 Y yo le dije: Te ruego, oh Señor, dime tu nombre, para que yo te
invocan en un día de la tribulación.

14 Y él dijo: Yo soy el ángel que intercedeth para la nación de Israel
que no puede ser herido por completo, de todo espíritu inmundo
attacketh ella.

15 Y después de esto me desperté, y bendije al Altísimo, y el ángel
que intercedeth para la nación de Israel y para todos los justos.
CHAP. III.

Levi tiene visiones y programas de las recompensas están en el almacén
para los justos.

Y cuando me iba a mi padre, me encontré con un escudo de bronce, por
tanto también el nombre de la montaña es Aspis, que está cerca de
Gebal, al sur de Abila.

2 Y seguí estas palabras en mi corazón. Y después de esto me aconsejó
mi padre y mi hermano Rubén, para hacer una oferta a los hijos de
Hamor no ser circuncidados, porque estaba celoso de la abominación que
había hecho en mi hermana.

3 Y me mató primero Siquem, Simeón y mató a Hamor. Y después de esto a
mis hermanos vino e hirió a esa ciudad con el filo de la espada.

4 Y mi padre se enteró de estas cosas y se enojó, y le dolió en el que
habían recibido la circuncisión, y después de que había sido condenado
a muerte, y en sus bendiciones miró mal sobre nosotros.

5 Porque pecamos porque había hecho esto en contra de su voluntad, y
que estaba enfermo ese día.

6 Pero vi que la sentencia de Dios fue para mal sobre Siquem, porque
trató de hacer a Sara y Rebeca, ya que había hecho a nuestra hermana
Dina, pero el Señor les impidió.

7 Y persiguieron a Abraham nuestro padre cuando él era un extraño, y
vejado sus rebaños cuando estaban preñadas, y Eblaen, que nació en su
casa, que maneja más vergonzosa.

8 Y así lo hicieron a todos los extraños, llevándose a sus esposas por
la fuerza, y los expulsó.

9 Pero la ira del Señor vino sobre ellos hasta el extremo.

p. 229

10 Y le dije a mi padre Jacob: Por ti la voluntad del Señor despojar a
los cananeos, y dará a su tierra a ti ya tu descendencia después de
ti.

11 A partir de este día Siquem será llamada la ciudad de imbéciles,
porque como un hombre se burla un tonto, por lo que hizo que se burlan
de ellos.

12 Porque también ellos habían cometido maldad en Israel por profanar
mi hermana. Y salimos y llegó a Bet-el.

13 Y de nuevo tuve una visión como la primera, después de haber pasado
allí setenta días.

14 Y vi siete hombres en vestiduras blancas que me decía:: Levántate,
ponte el manto del sacerdocio y la corona de justicia, y la coraza de
la comprensión y la prenda de la verdad, y el último de la fe, y el
turbante de la cabeza, y el efod de la profecía.

15 Y ellos solidariamente llevado a estas cosas y las puso en mí, y me
dijo: De aquí en adelante ser sacerdote del Señor, tú y tu
descendencia para siempre.

16 Y el primero me ungió con aceite santo, y me dio el personal de la
sentencia.

17 El segundo me lavó con pura. agua, y me dieron de comer, incluso
con el pan y el vino de las cosas más santas, y mi vestido con una
túnica santa y gloriosa.

18 El tercero me has vestido de una vestidura de lino como un efod.

19 La cuarta ronda de poner yo un cinturón semejante a púrpura.

20 El quinto me dio una rama de oliva rico.

21 El sexto colocó una corona sobre mi cabeza.

22 El séptimo puesto en la cabeza una diadema de sacerdocio, y me
llenaba las manos con incienso, que podría servir como sacerdote para
el Señor Dios.

23 Y me dijo: Levi, tu descendencia se divide en tres oficinas, una
señal de la gloria del Señor que ha de venir.

24 Y la primera parte será grande, sí, más de lo que se no se.

25 El segundo se en el sacerdocio.

26 Y el tercero será llamado por un nombre nuevo, porque un rey se
levantará en Judá, y establecerá un nuevo sacerdocio, a la manera de
los gentiles.

27 Y su presencia es querido, como un profeta del Altísimo, de la
simiente de Abraham, nuestro padre.

28 Por tanto, todo lo deseable en Israel será para ti y para tu
descendencia, y que habéis de comer todo lo que de hermoso aspecto, y
la mesa del Señor será tu descendencia prorratear.

29 Y algunos de ellos se sumos sacerdotes y los jueces, y los
escribas, pues por su boca el lugar santo tener vigilancia.

30 Y cuando me desperté, comprendí que este sueño fue como el primer
sueño. Y esto también me escondí en mi corazón, y dijo que no a
cualquier hombre sobre la tierra.

31 Y después de dos días y Judá subió con nuestro padre Jacob a Isaac
padre de nuestro padre.

32 Y el padre de mi padre me bendijo de acuerdo con todas las palabras
de las visiones que había visto. Y él no quiso venir con nosotros a
Betel.

33 Y cuando llegamos a Bet-el, mi padre tuvo una visión acerca de mí,
que debía ser su sacerdote para Dios.

34 Y se levantó temprano en la mañana, y pagó el diezmo de todo al
Señor a través de mí. Y así llegamos a Hebrón para habitar allí.

35 Entonces Isaac llamó a mí para siempre, que me meta en memoria de
la ley del Señor, aun cuando el ángel del Señor le mostró a mí.

36 Y él me enseñó la ley del sacerdocio de los sacrificios,

p. 230

los holocaustos, las primicias, las ofrendas voluntarias, ofrendas de paz.

37 Y cada día que me estaba instruyendo, y fue ocupado en mi nombre
ante el Señor, y me dijo: ¡Cuidado con el espíritu de la fornicación,
pues esto continuará y será tu descendencia por contaminar el lugar
santo.

38 Tomad, pues, a ti mismo una esposa sin mancha y sin contaminación,
mientras que tú todavía eres joven, y no de la raza de las naciones
extrañas.

39 Y antes de entrar en el lugar santo, bañarse, y cuando offerest
eres el sacrificio, de lavado, y de nuevo, cuando finishest eres el
sacrificio, de lavado.

40 De los doce árboles que ofrecen las hojas al Señor, como Abraham me
enseñaba.

41 Y de todo animal limpio y de aves ofrecen un sacrificio al Señor.

42 Y de todas tus primicias y de la oferta de vino en primer lugar,
como un sacrificio al Señor Dios, y todo tú serás el sacrificio de sal
con la sal.

43 Ahora, por lo tanto, observar que yo os mando, los niños, pues todo
lo que he oído a mis padres les he dado a usted.

44 Y he aquí, yo estoy claro de su impiedad y la transgresión, que
habéis de comprometerse en la final de los tiempos contra el Salvador
del mundo, Cristo, en calidad godlessly, engañando a Israel, y la
agitación en contra de que los grandes males del Señor.

45 Y habéis de hacer frente sin ley junto con Israel, así que no
correrá con Jerusalén a causa de su maldad, pero el velo del templo se
alquila, no tanto como para cubrir su vergüenza.

46 Y seréis esparcidos como cautivos entre los gentiles, y será por un
reproche y una maldición allí.

47 Para la casa que el Señor elija será llamada Jerusalén, como figura
en el libro de Enoc a los justos.

48 Por tanto, cuando tomé una esposa que tenía veintiocho años de
edad, y su nombre fue Milca.

49 Y ella concibió y dio a luz un hijo, y llamó su nombre Gersam, ya
que fueron forasteros en nuestra tierra.

50 Y le vi relación, que no iba a estar en primera fila.

51 Y Coat nació en el treinta y cinco años de mi vida, hacia la salida del sol.

52 Y vi en una visión que él estaba de pie en alto en medio de toda la
congregación.

53 Por eso llamó a su Coat nombre que es, a partir de la majestad y la
instrucción.

54 Y ella me dio a luz un tercer hijo, a los cuarenta años de mi vida,
y desde que su madre le dio a luz con dificultad, le llamé Merari,
esto es, 'mi amargura, "porque era como morir.

55 Y Jocabed nació. en Egipto, en mi año de sesenta y cuatro, porque
yo era conocido entonces en medio de mis hermanos.

56 Y Gersam tomó mujer, y ella le dio a él Lomni y Simi. Y los hijos
de Coat, Ambram, Isacar, Hebrón, y Ozeel. Y los hijos de Merari, Mooli
y Ratones.

57 Y en el año noventa y cuatro Ambram tomó Jocabed mi hija por su
mujer, por haber nacido en un día, él y mi hija.

58 Ocho años tenía cuando entré en la tierra de Canaán, y dieciocho
años cuando mató a Siquem, a los diecinueve años y me hice sacerdote,
y en veintiocho años que tuvo una esposa, y en cuarenta y ocho me fui
a Egipto.

59 Y he aquí, hijos míos, vosotros sois de tercera generación. En mis
cien y dieciocho años murió José
CHAP. IV.

Levi se muestra cómo la sabiduría sobrevive destrucción. Él no tiene
ningún uso para las personas desdeñosa.

Y ahora, mis hijos, yo te mando: El miedo al Señor tu Dios con todo tu
corazón, y caminar en la simplicidad de acuerdo con todas su ley.

2 Y vosotros también enseñan sus cartas de los niños, para que tengan
conocimiento durante toda su vida, leyendo sin cesar la ley de Dios.

3 Para todo aquel que conoce la ley del Señor, será un honor, y no ser
un extraño donde quiera que fuere.

4 Sí, muchos amigos que se ganan más que sus padres, y muchos hombres
se deseo de servir, y para oír la ley de su boca.

5 rectitud de trabajo, por lo tanto, mis hijos, sobre la tierra, para
que seáis lo tienen como un tesoro en el cielo.

6 Y sembrar cosas buenas en sus almas, para que podáis encontrar en su vida.

7 Pero si siembras cosas malas, tú vas a cosechar todos los problemas
y aflicciones.

8 Adquiere sabiduría en el temor de Dios con diligencia, porque aunque
haya un líder en cautiverio, y las ciudades y tierras de ser
destruido, y el oro y la plata y cada pierda poder, la sabiduría de
los sabios nada puede quitar, salvo la ceguera de impiedad, y la
insensibilidad que viene del pecado.

9 Porque si uno se mantenga de estos males, a continuación, incluso
entre sus enemigos sabiduría sea una gloria para él, y en un país
extraño una patria, y en medio de los enemigos se comprueba un amigo.

10 Todo aquel que enseña las cosas nobles y las hace, será entronizado
con los reyes, como también fue mi hermano José.

11 Por tanto, mis hijos, he aprendido que al final de la habéis edades
rebelaron contra el Señor, extendiendo las manos a la maldad contra
él, ya todos los gentiles que lleguéis a ser una burla.

12 Para nuestro padre Israel es puro de las transgresiones de los
principales sacerdotes [que pondrán sus manos sobre el Salvador del
mundo].

13 Porque como el cielo es más puro a la vista del Señor de la tierra,
así también vosotros, las luces de Israel, más pura que todas las
naciones.

14 Pero si sois oscura debida a la transgresión, lo que, por lo tanto,
con todos los gentiles que viven en la ceguera?

15 Sí, os pondrán una maldición sobre nuestra raza, porque la luz de
la ley que fue dada para aligerar todo hombre el deseo de destruir por
vosotros los mandamientos de la enseñanza en contra de las ordenanzas
de Dios.

16 La oferta del Señor os roban, y de su parte se os roban las
porciones de respuesta, comerlos con desprecio con rameras.

17 Y de vosotros codicia se enseñan los mandamientos del Señor, la
mujer casada que habéis de contaminar, y las vírgenes de Jerusalén
seréis desfiladero, y con las rameras y adúlteras seréis se unió, y
las hijas de los gentiles que habéis de tener a la esposa ,
purificando con una depuración ilegal, y su unión será semejante a
Sodoma y Gomorra,

18 Y seréis hinchado a causa de su sacerdocio, de elevación a sí
mismos en contra de los hombres, y no sólo esto, sino también contra
los mandamientos de Dios.

19 Porque habéis de despreciar las cosas sagradas con burlas y risas.

20 Por tanto, el templo, que el Señor elige, se establecerán los
residuos a través de su

p. 232

inmundicia, y seréis cautivos a lo largo de todas las naciones.

21 Y seréis una abominación para ellos, y se os dará oprobio y la
vergüenza eterna del justo juicio de Dios.

22 Y todos los que os aborrecen se regocijan en su destrucción.

23 Y si no iban a recibir la misericordia a través de Abraham, Isaac y
Jacob, nuestros padres no, una de nuestras semillas se deben dejar en
la tierra.

24 Y ahora he aprendido que para que os setenta semanas se van por mal
camino, y lo profano sacerdocio, y contaminan los sacrificios.

25 Y habéis de dejar sin efecto la ley, y en nada las palabras de los
profetas de la perversidad del mal.

26 Y habéis de perseguir a los hombres justos, los piadosos y el odio,
las palabras de los fieles se os aborrecen.

27 Y un hombre que renueva la ley en el poder de la mayoría de
vosotros de alta, deberá llamar a un impostor, y que al fin se
precipitan sobre él para matarle, sin saber su dignidad, la extracción
de sangre inocente a través de la maldad sobre tu cabeza.

28 Y sus lugares santos serán asolados hasta la tierra a causa de él.

29 Y vosotros no tendrá lugar limpio, pero vosotros seréis entre los
gentiles una maldición y una dispersión hasta que Él volverá a
visitar, y en piedad se recibe por la fe y el agua.
CHAP. V.

Él profetiza la venida del Mesías. Esto fue escrito 100 años antes de Cristo.

Y mientras que habéis oído concerniente a las setenta semanas, escucha
también en relación con el sacerdocio. Porque en cada aniversario
habrá un sacerdocio.

2 Y en el primer jubileo, la primera que es ungido con el sacerdocio
será grande, y hablar con Dios como a un padre.

3 Y su sacerdocio será perfecta con el Señor, y en el día de su
alegría que se plantean para la salvación del mundo.

4 En el segundo aniversario, el que es ungido se enmarcarán en el
dolor de los seres queridos, y su sacerdocio se honra y se glorificado
por todos.

5 Y el sacerdote tercero apoderado de él por el dolor.

6 Y el cuarto se hará en el dolor, la injusticia, porque sí se reúnen
en su contra en extremo, y todo Israel se odian cada uno a su prójimo.

7 El quinto se apoderado de la oscuridad. Del mismo modo también el
sexto y el séptimo.

8 Y en el séptimo se, dicha contaminación ya que no puedo expresar
delante de los hombres, porque ellos saben lo que hacen estas cosas.

9 Por tanto, dejará que sea capturado y convertido en una presa, y sus
tierras y su contenido será destruido.

10 Y en la quinta semana deberán regresar a su país desolado, y
procederá a renovar la casa del Señor.

11 Y en la séptima semana se convierte en sacerdotes, que son
idólatras, adúlteros, amantes del dinero, orgullosos, sin ley, los
abusadores lasciva, de los niños y las bestias.

12 Y después de su castigo haya entrado en el Señor, el sacerdocio no.

13 Entonces el Señor se levantará un nuevo sacerdote.

14 Y a él todas las palabras del Señor será revelada, y que se ejecute
un justo juicio sobre la tierra por una multitud de días.

15 Y su estrella se levantará en el cielo como de un rey.

16 Encendido de la luz de los conocimientos como el sol del día, y
será ampliada en el mundo.

p. 233

17 Él se resplandecerán como el sol en la tierra, y sacará toda la
oscuridad de debajo del cielo, y no habrá paz en toda la tierra.

18 Los cielos se regocijan en su día, y la tierra se alegra, y las
nubes se alegrará;

19 Y el conocimiento del Señor se derramó sobre la tierra, como el
agua de los mares;

20 Y los ángeles de la gloria de la presencia del Señor se complace en él.

21 El cielo se abrió, y desde el templo de la gloria le ha de venir la
santificación, con la voz del Padre que desde Abraham a Isaac.

22 Y la gloria del Altísimo, se lanzó sobre él, y el espíritu de
entendimiento y de la santificación Sobre él se posará en el agua.

23 Pues a la majestad del Señor a sus hijos en la verdad para siempre;

24 Y no habrá nadie le tenga éxito para todas las generaciones por los siglos.

25 Y en su sacerdocio de los gentiles se multiplicará en el
conocimiento sobre la tierra, e iluminado por la gracia del Señor. En
su sacerdocio pecado vendrá a su fin, y el margen de la ley dejará de
hacer el mal.

26 Y le abrirá las puertas del paraíso, y sacará la espada amenazante
en contra de Adán, y él dará a los santos a comer del árbol de la
vida, y el espíritu de la santidad será sobre ellos.

27 Y Beliar estará obligado por él, y le dará poder a sus hijos a
andar sobre los malos espíritus.

28 Y el Señor se regocijará en sus hijos, y estar contento en su seres
queridos para siempre.

29 Entonces Abraham, Isaac y Jacob se regocijan, y yo con mucho gusto,
y todos los santos se visten de alegría.

30 Y ahora, hijos míos, habéis oído todo, elige, por lo tanto, por sí
mismos o la luz o la oscuridad, ya sea la ley del Señor o las obras de
Beliar.

31 Y sus hijos le respondió., Diciendo: Antes de que el Señor tendrá
que caminar de acuerdo a su ley.

32 Y su padre les dijo: El Señor es testigo, y sus ángeles son
testigos, y vosotros sois testigos, y yo soy testigo, en relación con
la palabra de su boca.

33 Y sus hijos le dijeron: Nosotros somos testigos.

34 Y así Levi dejó al mando de sus hijos, y alargó los pies en la cama
y fue a reunirse con sus padres, después de que él había vivido ciento
treinta y siete años.

35 Y lo pusieron en un ataúd, y después lo enterraron en Hebrón, con
el que Abraham, Isaac y Jacob.
--
La hierba verde se ha secado,la flor se ha marchitado,pero en cuanto a
la palabra de nuestro Dios JEHOVÁ,Durara hasta tiempo indefinido.
ISAIAS 40;8
http://burgara-despertadatalaya.blogspot.com
http://groups.google.com.mx/group/revistas-y-folletos-de-la-watchtower

gomezburgara@hotmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Seguidores

Datos personales

Mi foto
Jehová es mi pastor y nada me faltara.